domingo, 7 de diciembre de 2008

Televisión Digital


El televisor dejó de ser un simple electrodoméstico hace mucho tiempo. Para muchos es algo tan necesario como un teléfono y para otros es tan vital como el agua o la energía.
Por esta razón, después de conocerse la elección del estándar europeo para la TV digital en el país, uno de los principales dilemas es saber si hoy en día es momento de comprar televisor, o aplazar esta decisión por un tiempo.

Mauricio Samudio, gerente de Televisión Digital Terrestre (TDT), cree que no hay una respuesta universal y que cada persona debe analizar su caso: “Si usted había decidido comprar televisor, por necesidad o gusto, hágalo, disfrute desde ya de los beneficios de un televisor LCD o plasma (pantalla de formato ancho, mejor resolución de imágenes, ahorro de energía, etc.)”.

Sin embargo, el miembro de la Comisión Nacional de Televisión (Cntv) resaltó que si usted es de las personas que cree que un televisor es para “toda la vida”, mejor espere un poco más de tres meses a que lleguen a Colombia los equipos con el sintonizador europeo integrado.

Cualquiera que sea su decisión, recuerde que la transición de la TV analógica a la digital es un proceso que durará alrededor de 10 años y durante este tiempo usted podrá seguir recibiendo la señal de TV actual.
Así mismo, tenga en cuenta que solo hasta dentro de año y medio aproximadamente los canales de televisión ofrecerán contenido para la TV digital.

Por otro lado, no olvide que la TV digital no lo obliga a cambiar su actual televisor. Sí, no se confunda: el televisor ‘vijeito’ que tiene desde que se casó o el nuevo plasma o LCD de 37 pulgadas que adquirió hace unos meses le servirán para recibir la señal de TV digital.

El TV ideal

Según los fabricantes de televisores en el país, los tamaños preferidos por los colombianos son los de 32 y 40 pulgadas, pues se ajustan bien a los espacios pequeños y grandes, respectivamente.

En cuanto a características, si su bolsillo se lo permite, compre uno que ofrezca calidad Full HD (súper alta definición) y que cuente con varias entradas HDMI (para conectar dispositivos que manejen alta definición). Estos televisores son ligeramente más caros que los otros en la actualidad, pero le evitarán tener que cambiar en poco tiempo cuando los contenidos en alta definición (películas, juegos y programas) se empiecen a masificar en el país.

Si sus posibilidades económicas no son tan altas, escoja un HD (alta definición), con el cual podrá mejorar la experiencia de ver TV sin tener que gastar demasiado.

Recuerde que, en todo caso, cualquier televisor que compre ahora le servirá para disfrutar la televisión digital con la ayuda de un decodificador.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Deja su opinión sobre este post

Hora actual